top of page

Únete al Blog!

Suscríbete y recibe nuestras actualizaciones directamente en tu email.

Gracias por unirte al Blog!

Buscar

¿Cómo evitar (o salir) del Estancamiento?


Adelgazar es mucho más que perder peso y "estar estancada" no siempre significa que no estás perdiendo grasa corporal.


Por eso aquí te explico cuáles son las 6 claves para que entiendas cuándo es el momento correcto de modificar tu plan para poder seguir avanzando hacia tus objetivos.


1. Alimentación balanceada y nutritiva

Si estás comiendo de la manera correcta, si te estás alimentando tomando en cuenta no solo las calorías, pero también los nutrientes de los alimentos, ¡no te debes detener!

Hacer un cambio restrictivo en la alimentación saludable simplemente para "bajar más rápido" solo va a entorpecer tu proceso.



2. Te sientes con más energía.

Una de las claves más importantes es escuchar a tu cuerpo en todo momento. Si te sientes con energía, si por la mañana te levantas y te sientes bien a lo largo del día, no es la hora de hacer modificaciones. ¡Paciencia! El proceso es largo y no una linea descendente sin mesetas.


3. No te sientes hinchada, no tienes dolores, ni molestias digestivas.

Al igual que en la clave anterior, las sensaciones de tu cuerpo (lo que sientes y cómo te sientes) juegan un papel fundamental y es una de las mejores formas de reajustar tu plan. Si la balanza no se mueve, pero tu ropa te queda más cómoda, te sientes menos hinchada y no tienes molestias digestivas, esas son señales de que sigas con tu plan de vida.


4. Uñas, cabello y piel

Recuerda que perder peso es, ni más ni menos, que hacer un cambio en la materia prima que tu cuerpo usa para crear células. Cuanto mejor te alimentas, cuanto mejor es la materia prima que le das a tu organismo, mejor es el resultado y eso se ve en las uñas, en tu piel, en tu cabello y en cada una de las células de tu cuerpo.


Si tu aspecto general está mejor que antes, continúa con lo que estás haciendo, tu cuerpo te lo agradece.



5. Tienes antojos, pero más controlados.

Uno de los grandes problemas de los alimentos procesados es que son adictivos, generan antojos y desesperación, por eso si la aguja de la balanza no se mueve, pero ya no tienes antojos o atracones tan frecuentes, estás en el buen camino... ¡olvídate de la maldita balanza!


6. Dormir bien

Esta clave es una de las más difíciles de llevar adelante, pero como todas las anteriores juega un papel definitivo. Si la calidad de tu sueño mejoró no tienes por qué preocuparte, pero si no estás durmiendo lo suficiente y la balanza no se mueve, es la hora de pensar en cómo estás durmiendo.


No descansar de manera correcta, simplemente entorpece enormemente el proceso de pérdida de peso, por eso si respondiste a todo que si, pero no estás con una agenda de descanso adecuada, ¡llegó la hora de armar un plan!


A continuación te dejo el video que te dará una explicación completa sobre cómo aplicar estas calves en tu vida y como evaluar el progreso de tu plan para perder peso.




Opmerkingen


bottom of page